Facundo Moyano: “La democratización sindical va a contribuir a que se fortalezca el modelo sindical argentino y la participación política de los trabajadores”

21 noviembre, 2013 at 22:53

IMG_8034

El diputado nacional Facundo Moyano dio una conferencia en el Centro David Rockefeller de Estudios Latinoamericanos de la Universidad de Harvard en Estados Unidos. El Secretario General del Sindicato de Peajes y referente de la Juventud Sindical llegó a esta prestigiosa casa de estudios invitado por la Asociación de Alumnos Argentinos de Harvard para disertar sobre sindicalismo y política en nuestro país. El moderador del debate fue el reconocido politólogo Steven Levintsky.

Frente a la pregunta acerca del debilitamiento de las organizaciones sindicales en la estructura política del Partido Justicialista, principal tesis de Levintsky, Facundo dijo que si bien no se puede pretender volver a la influencia que tenía el sindicalismo después de la irrupción del peronismo los lineamientos del proyecto para democratizar las organizaciones gremiales y conseguir mayor democracia sindical, van a fortalecer su rol. También anunció que a fin de año se alejará del bloque Frente para la Victoria.

El joven diputado comenzó su intervención haciendo una introducción del recorrido político, social y económico que transitó nuestro país en la última década. Señaló que hubo un período económico de crecimiento que significó distribución de la riqueza. En este sentido destacó que una de las principales herramientas que permitió esto fueron las paritarias, pero también la recuperación del sistema jubilatorio y la Asignación Universal por Hijo. Consideró que existieron factores objetivos como el precios de las principales exportaciones argentinas en el mercado internacional y la posibilidad del tipo de cambio competitivo; pero que tampoco se podían negar las decisiones políticas acertadas.

Hacia el 2010 se rompió la alianza estratégica con el Movimiento Obrero y se advirtió una modificación en la forma de conducción. “El gobierno ignoró de un tiempo a esta parte la agenda de reclamos que la Confederación General del Trabajo le presentó. Incluso –continuó- el Poder Ejecutivo interrumpió el diálogo y desoyó el reclamo de los trabajadores y la sociedad en general”. Y añadió que “el estilo de conducción cambió cuando la presidenta decide dividir al movimiento obrero y no darle participación incluso en temas de su competencia, como la discusión del mínimo, vital y móvil; o la Ley de Riesgos de Trabajo. Al ser el Estado es un territorio social en disputa permanente, se puede entender que la Presidenta exija el disciplinamiento absoluto sobre sus secretarios, pero señaló que el sindicalismo representa intereses concretos, “es un sujeto político” enfatizó.

IMG_8097

Las preguntas del auditorio de la universidad de Harvard buscaban retomar el momento de ruptura entre la CGT que lidera Hugo Moyano y el gobierno nacional. En ese contexto señaló que su padre “es el mejor representante del sindicalismo y lo demostró en el paro del año pasado, en donde se paralizaron muchas fábricas que pertenecían al sindicalismo oficialista. Eso el ex presidente Nestor Kirchner no lo desconocía y si bien era un hombre duro y hubo negociaciones que parecían que no iban a llegar a buen puerto, las cosas se resolvían. La democracia también es conflicto, pero el problema es cuando el conflicto es permanente y no hay ámbitos para generar consensos. Hoy el Movimiento Obrero no está en esa mesa donde se toman las decisiones sobre los grandes temas nacional, porque esa mesa no existe”, advirtió.

Levinstsky preguntó si Sergio Massa, quien se impuso en la provincia de Buenos Aires en las últimas elecciones, puede ser considerado como un político más pro sindical. “Eso habría que evaluarlo cuando conduzca el proceso. Tengo una relación personal y más o menos sé lo que piensa, y creo que él entiende que necesita para su construcción política un movimiento obrero fuerte”.

Respecto de los cambios en el gabinete, Facundo Moyano dijo que “el nombramiento de Capitanich es un intento de entender la derrota electoral y en parte de posicionarlo de cara a la interna del Partido Justicialista”.

Por último se refirió al proyecto de ley que está en la etapa final de su elaboración para democratizar las organizaciones gremiales y permitir mayor participación a las minorías. Días atrás en su recorrida por Estados Unidos, les presentó el proyecto y lo debatió con representantes de las Centrales Obreras AFL-CIO y Teamsters. “No buscamos mayor debilidad y proliferación, queremos mejorar el acceso de todos los trabajadores a la participación en la vida interna de sus organizaciones”, expresó. Y afirmó que “mi proyecto de democratización sindical puede contribuir a que el sindicalismo sea más fuerte”.